Publicado el: dom 21, May, 2017

Ñuñoa Baja alturas en Tres Barrios, pero no Alcanzó a Impedir Torre de 34 Pisos

Las áreas interiores de esas zonas tendrán edificios de hasta cinco niveles, y en Irarrázaval, entre Manuel Montt y Antonio Varas, hasta ocho pisos, para preservar la calidad de vida de los vecinos.

El surgimiento de edificios de cerca de 20 pisos en barrios interiores de Ñuñoa detonó la ira de los vecinos, que vieron mermada su calidad de vida. En ese escenario, la municipalidad ya fijó alturas de hasta cinco pisos en dos sectores. Sin embargo, en uno de ellos, aunque los permisos de construcción congelan la aparición de grandes torres desde noviembre de 2016, había una autorización vigente para levantar un proyecto de 34 pisos en Bustamante con Irarrázaval.

El primer sector, correspondiente a la Modificación 15 al plano regulador, es el cuadrante Eliecer Parada, Tobalaba, Américo Vespucio, Irarrázaval y Brown Norte. Allí las alturas quedaron limitadas a tres niveles en los barrios interiores y a cinco en Américo Vespucio. En los próximos días, el Diario Oficial publicará esta modificación definitiva.

El segundo sector, es decir, la Modificación 16, abarca el 31,4% de la comuna. Sus límites son Grecia por el sur, Vespucio por el oriente, Irarrázaval, Diagonal Oriente y Caupolicán por el norte, y Bustamante al poniente.

Desde noviembre del año pasado, el municipio congeló las alturas de esta zona a entre tres y hasta cinco pisos en los barrios interiores. Luego de la medida, el proceso de cambio de plano regulador continúa en la Seremi de Vivienda, y una vez aprobado, la limitación de altura se publicará en el Diario Oficial.

Pero el 26 de agosto de 2016 fue autorizado un proyecto de 34 pisos de Senarq (el mismo de las Torres Titanium) en Bustamante con Irarrázaval, con 431 viviendas y 379 estacionamientos. “Los cambios de plano regulador no son retroactivos”, explica la asesora urbanista del municipio, Carmen Gloria Zúñiga.

“Felizmente, ese edificio está en una avenida. Tiene el metro y conexiones a otras comunas. Estamos también trabajando en una ciclovía. Además, vamos a tener la Línea 3 del Metro, que nos va a permitir que las personas opten por la locomoción colectiva”, señala el alcalde Andrés Zarhi.

Los ejes viales de Irarrázaval (salvo el tramo entre Antonio Varas y Manuel Montt) y Vicuña Mackenna, hasta la fecha, no tienen restricción de altura. Tanto la asesora urbanista como el edil aseguran que este sector no se transformará en una “nueva Estación Central”, ya que todos los edificios enfrentan la avenida.

Protección patrimonial

Hay dos barrios que entraron en protección patrimonial desde el jueves. Corresponden a la modificación 17: el primero es el sector Escuela de Suboficiales de Caballería, ubicado en Irarrázaval, entre Manuel Montt y Antonio Varas, y Sargento Primero Luis Navarrete. Fue construido en 1927 por el arquitecto chileno Luciano Kulczewski. La altura en esa zona fue congelada y solo se podrá construir en Irarrázaval hasta ocho pisos.

El otro está al sur de la comuna, construido por la Caja de Previsión de Empleados Particulares (Empart), que abarca la zona de Suárez Mujica, Lo Encalada, Guadalquivir, Julio Cordero, avenida Sur y Seminario. En esa zona se limitó a tres o cinco pisos. “Nos estamos anticipando, porque ya veíamos que venían los edificios de gran altura, con 17 y 22 pisos, lo que era una gran desproporción”, dijo la urbanista Zúñiga.

”Si yo hubiese es- tado antes acá, habría- mos llegado a congelar (la esquina de Irarrázaval con Bustamante). Pero recién llegamos el año pasado, y no es fácil cambiar un plan regulador”.
ANDRÉS ZARHI Alcalde de Ñuñoa

Fuente, economiaynegocios.cl

Show Buttons
Hide Buttons