Publicado el: Sab 23, Sep, 2017

En Ñuñoa se Recibió la Antorcha

Orrego y Squella colocan la llama en el pebetero tras recorrer el nuevo rekortán del Nacional.

Tras recibir a los Juegos Odesur de 2014, Santiago vuelve a ser sede de un evento continental. A partir del próximo viernes, más de 1.200 deportistas, divididos en catorce delegaciones, competirán por los Juegos Suramericanos (a las 10 naciones sudamericanas, se suman Panamá, Guyana, Surinam y Aruba) de la Juventud.

Ayer, en el Estadio Nacional, Pablo Squella, Ministro del Deporte, y Claudio Orrego, Intendente de la Región Metropolitana, recibieron la antorcha de los Juegos, proveniente desde Lima, la sede de la última edición, en 2013.

En la ocasión, Squella se refirió a los objetivos deportivos de Chile en la competencia. “En la última edición obtuvimos el séptimo lugar. Siendo locales y con una preparación de dos años, debiésemos mejorar esa actuación”, aseguró el ministro en Ñuñoa.

En el evento, también se dio a conocer la nueva pista de rekortán del coliseo central. La construcción de la misma requirió de 90 días de trabajo y de un presupuesto de 275 millones de pesos. Por primera vez en Chile se realizó el proceso de retopping, que consiste en desbaratar hasta el sistema de drenaje de la pista anterior y poner una totalmente nueva. El nuevo rekortán, aseguraron desde la organización, se hizo a semejanza del Estadio Olímpico de Berlín.

Fuente, latercera.com

Show Buttons
Hide Buttons