Publicado el: dom 22, Oct, 2017

Araucaria Brasileña Talada por Inmobiliaria Fundamenta, es Protegida en Varios Países, pero NO en Chile

Cuesta entender lo ocurrido el pasado lunes cuando vimos a través de vecinos y redes sociales, como fue talada una Araucaria Brasileña (Araucaria angustifolia) por la inmobiliaria Fundamente, para la construcción de su proyecto “ECOIrarrázaval”. 

Que difícil es ver o tratar de entender como una constructora que desea realizar un proyecto “ECO” realice semejante atropello y decimos atropello, dado que la Araucaria Brasileña esta en peligro de extinción, donde actualmente en dicho país, cuentan con menos de 1200 individuos y menos de 300 en la zona zur de Brasil. (ver imagen).

  • La IUCN ha considerado a la especie vulnerable desde 1997 y desde el 2006 ha pasado a peligro crítico. (IUCN, 2010).
  • El gobierno brasileño prohibió oficialmente desde 2001 las exportaciones de trozas de esta especie. (Farjon, 2006).
  • La Secretaria del Ambiente en Paraguay la considera en peligro de extinción. (ENPAB, 2007).
  • Argentina lo considera especie emblemática y monumento relictual. (Mesa Ejecutiva Proyecto San Pedro, 2007).

“Estos árboles alcanzan de 10 a 35 m. de altura y de 50 a 120 cm. de diámetro normal, ocasionalmente 50 m. de altura y 250 cm. El tronco es recto y casi cilíndrico, y el tronco principal tiene 20 m. o más. La especie parece ser capaz de regenerarse rápidamente pero es de turno largo, alcanzando una edad media entre 140 a 250 años con registros de individuos hasta de 386 años de edad” (Wikispaces)

Sin embargo nuestra Ilustre Municipalidad de Ñuñoa, su Alcalde Andrés Zarhi y su Director de Obras (S) Patricio Reyes, sumado a la inmobiliaria Fundamenta, creen que es un simple arbusto que debe ser talado para un proyecto “ecológico”, que no hay nada en sus manos por hacer y simplemente se ajustan a los derechos legales, sin realizar ninguna acción preventiva, como;

  • Tomar las precauciones de inspeccionar terrenos antes de dar permisos de edificación.
  • Dar permisos condicionando la conservación del árbol.
  • Solicitar a la constructora o inmobiliaria a realizar el trasplante del árbol en otro lugar de la comuna.
  • Tomar acciones necesarias para velar por el patrimonio arbóreo de la comuna.

En nuestros registros, encontramos un libro del año 1962, llamado “Villa de Ñuñoa”, donde encontramos el patrimonio que heredamos, la Araucaria entre otras, y dado este registro podemos sugerir que la talada, al menos tenía 150 años.

    

Estas cosas pasan, cuando se eligen Alcaldes que no Pertenecen a la Comuna, que no viven en ella, que no respiran Ñuñoa y que acostumbran a respirar otros  intereses.

Show Buttons
Hide Buttons